Regional

Puno: madre de familia denuncia presunta negligencia médica en el Hospital Manuel Nuñez Butrón

227views

Personal del servicio de Ginecología y Obstetricia del Hospital Regional Manuel Núñez Butrón, dejó un tapón de gasa dentro del útero de una madre que dio a luz y tras un cuadro de infección que fue detectado en una posta de salud, recién se la retiraron a las dos semanas.

Según denunció, Yeny Coila Mamami (32), el 26 de febrero dio a luz a un bebé de 3.620 kilogramos. Pasados 10 días ella comenzó a sentirse mal por los fluidos vaginales. «Tenía sangrado oscuro con olores, sospeché que no era normal, entonces fui a la Posta 4 de noviembre y la obstetra me hizo tacto y al segundo tacto me encontró un tapón de gasa, me dijo que era apósito: es una gasa de unos 5 centímetros», señaló y mostró la foto que tomaron con su celular.

La parturienta indica que la ginecóloga Shirley Pacompia fue quien dirigió su parto. «Le culpó directamente a ella… ella me puso inyección para el dolor, y ella también me tuvo que colocar esa gasa, para coserme (sutura)… Mi esposo fue a buscarla y se hace negar», indicó.

Ella fue llevada nuevamente al nosocomio el 8 de marzo, desde la posta médica en una ambulancia del SAMU. Además, narró que, tras recibir su queja, un médico minimizó su caso, «A cualquiera le pasa eso, es normal, qué tanto problema haces'», le habría dicho el galeno.

La madre gestante asegura que tomará acciones legales contra el Hospital y quienes resulten responsables, ella aún tiene dolores y secuelas de la infección producto de la gasa olvidada.